• Ragú de pato con frutas desecadas

    Ragú de pato con frutas desecadas

25 min 35 min
Rico en vitaminas
atrás

Preparación

  1. Pelar las chalotas y partirlas por la mitad. Colocar los muslos de pato en una olla junto con el laurel, la pimienta inglesa, la canela y el agua. Colocar la Tapa Rápida (Secuquick Softline) de 20 cm y cerrar. Calentar a temperatura máxima hasta la primera ventana Turbo y cocer a baja temperatura durante unos 25 minutos.
  2. Mientras tanto, cortar los albaricoques en dados pequeños y partir por la mitad los arándanos, en función del tamaño.
  3. Dejar despresurizar la Tapa Rápida (Secuquick Softline). Retirar los muslos de pato de la olla y dejarlos enfriar un poco. Verter el caldo colado y retirar la grasa.
  4. Para la salsa, fundir la mantequilla en la olla e incorporar la harina tan pronto como empiecen a formarse burbujas. Asar a temperatura media-baja removiendo con frecuencia hasta que se dore ligeramente.
  5. Retirar la olla de la placa de cocción. Agregar poco a poco unos 400 ml caldo y vino de Oporto. Incorporar las frutas desecadas, colocar de nuevo sobre la placa de cocción y cocer a fuego lento unos 5 minutos.
  6. Retirar la piel de los muslos de pato, separar la carne de los huesos y cortarla a trozos.
  7. Calentar la carne en la salsa. Sazonar con sal y pimienta. Servir con patatas o albóndigas de sémola.

Sugerencia: El dorado da a la salsa buen aspecto y un agradable aroma a tostado. Sin embargo, procura que la salsa solo se dore ligeramente (color marrón claro), ya que de otro modo la salsa quedará amarga. Desglasea la mezcla de harina y mantequilla con cuidado, ya que estará muy caliente.

Valores nutricionales por pieza: 905 kcal